Por Techo Díaz.- Fitbit Versa vendió un millón de ejemplares durante sus dos primeros meses de vida. En España, es el cuarto reloj inteligente más vendido del mercado. Y el mercado de los smartwatches es imparable, de 2019 a 2022 se espera un crecimiento del 30% en esta categoría. No hay más que echar un vistazo a las muñecas de la gente para hacerse cargo de esta tendencia:  cada vez se ven menos relojes de pulsera tradicionales y se escuchan más conversaciones sobre el número de pasos o el número de calorías.

Con estos precedentes, era inevitable que los 1.500 ingenieros con los que Fitbit cuenta en San Francisco se pusiesen manos a la obra para diseñar la segunda parte de su gran éxito de ventas, el Fitbit Versa 2. Con un diseño muy similar, con inevitables mejoras, y sobre todo con una misión muy clara: convertirse en el guardián de nuestro sueño.

Pero antes de seguir describiendo el artefacto, que ya ha llegado a nuestras muñecas, conviene aclarar un punto muy importante: ¿qué puede aportar el Fitbit Versa 2 a un aficionado al ciclismo?

Básicamente una cosa: vigilancia y monitorización del sueño. No es un tema menor. Decía el entrenador de un amigo, compañero de este blog, que «el ciclismo es bici, bici y cama». Y lo repetía con insistencia porque tan importante es saber entrenar como saber descansar.

sueño ciclismo

El sueño es el gran olvidado de la trilogía de la salud. Se habla hasta la saciedad de dietas, y por supuesto de entrenamiento, pero faltan rutinas y recetas para dormir como un tronco. O como  un lirón, que duermen 7 meses al año. Y ahí es donde aporta valor diferencial el Fitbit Versa 2.

Unos buenos hábitos de descanso resultan básicos para mejorar como ciclista, ya que con el sueño los músculos, tejidos y otros mecanismos de regulación hormonales se regeneran y activan, quedando listos para futuros esfuerzos. Los especialistas aconsejan dormir entre 7 y 9 horas diarias en edad adulta, aunque en el caso de los deportistas habituales, que exigen más a su organismo, lo ideal sería hacerlo un mínimo de 8 ó 9 horas. 

Black Friday ciclista 2019

En este punto, el Big Data de la empresa norteamericana marca la diferencia. Han analizado los datos de más de 10.500 millones de noches para innovar en esta importante área de salud, proporcionando tres grandes herramientas que nos pueden ayudar a vigilar nuestro sueño:

Puntuación del sueño: va de 0 a 100 y te permite, de un vistazo, saber si tu tiempo en la piltra ha sido provechoso.  Se basa en el ritmo cardíaco (durmiendo y en reposo), el análisis de los momentos en los que el usuario se desvela, el tiempo que pasa despierto y en las fases del sueño.

Despertador inteligente: Es una especie de despertador a la carta. La función “Smart Wake”, próximamente disponible en todos los smartwatches de Fitbit, utiliza el aprendizaje automático para despertar al usuario en el momento óptimo del ciclo de sueño, durante las fases de sueño ligero o REM, en un intervalo personalizable de 30 minutos, para que el usuario se levante más despejado.

Gráfica de la variación estimada de oxígeno: disponible próximamente, la gráfica ofrece la estimación de la variación del nivel de oxígeno en sangre. Los datos se obtienen de una combinación de sensores de luz roja e infrarroja situados en el reverso del dispositivo. Conociendo las variaciones de los niveles de oxígeno a corto plazo en sangre, es posible indicar las variaciones en la respiración durante el sueño.

Fitbit Versa 2

Todo ello nos permite recopilar datos sobre nuestra vigilia para analizar mejor nuestro reposo. Muchos aficionados al ciclismo recordarán el caso de Juanjo Lobato, apartado del equipo Lotto hace ahora dos años por consumir pastillas para dormir. Desde luego, un reloj no te va a ayudar a dormir mejor, pero sí te puede dar algunos datos para saber en qué estás fallando o en qué puedes mejorar en un aspecto tan vital como el descanso en la vida de todos, seas profesional o aficionado.

En otro orden de cosas, el Fitbit Versa 2 se completa con el añadido de Alexa, que ahora permite hablar con el reloj para preguntarle algunas cosas y ordenarle otras tantas. Para los que hemos crecido jugando a llamar a Kitt desde nuestra muñeca ese rollo mola mazo. Es verdad que ya existen otros relojes con la función y hasta los coches autónomos de Tesla están en pruebas para pasar a recogerte, pero eso no le resta atractivo. Vamos hacia un mundo donde la voz está sustituyendo progresivamente a la escritura y un smartwatch no puede ser ajeno a ello, y además es especialmente útil si quieres contestar a un WhatsApp sin bajarte de la bici.

Otros detalles: 6 días y 6 noches de batería, pantalla Amoled siempre encendida, posibilidad de pagar desde la muñeca y nueva integración con Spotify para controlar la música y los podcasts. En suma una serie de actualizaciones que cuestiona seriamente aquello tan mascado -y con tan poco credibilidad en el área de tecnología- de segundas partes nunca fueron buenas. Versa 2 está disponible por 199,95 € en negro con caja en color carbón, rosa pétalo con caja en aluminio rosa cobrizo, y gris piedra con caja en gris niebla

Evento de presentación Fitbit Versa 2

Evento de presentación Fitbit Versa 2