Por Techo Díaz.- Las rampas de cemento de San Miguel de Aralar volverán a acoger otra etapa de la Vuelta Ciclista a España, según desvela Diario de Navarra. Las rampas, con desniveles de hasta el 14%, ya estrenaron en la edición de 2014, con victoria de Fabio Aru y gran concurrencia de público.

Son ese tipo de subidas ya conocidas en el mundillo ciclista como «guillenescas», tan odiadas por algunos como veneradas por otros, y que en cualquier caso se han convertido en la seña de identidad de la ronda española. Un tipo de ascensiones, cortas y con grandes desniveles, que ahora incluye también el Tour de Francia en recorridos como el de 2020.

San Miguel de Aralar

La última vez que se subió San Miguel de Aralar todavía competían dos de estos tres ciclistas

La salida de esa etapa será probablemente en Pamplona, según informa el Diario de Navarra, y la meta estará instalada en Lekunberri. El tramo final incluye la subida a San Miguel de Aralar desde Uharte Arakil, con tramos de cemento.

La Vuelta a España saldrá de Utrecht, para pasar poco después al norte peninsular. Junto a Aralar, se conoce ya que Arrate será final de la cuarta etapa, con salida en Irún, y todo apunta a que en la segunda semana de la ronda habrá una jornada alavesa, con salida en Vitoria y meta en Valdegovía. El recorrido Oficial de La Vuelta será anunciado el próximo 18 de diciembre.