La ex ciclista Tara Gins denuncia que un equipo veta su contrato por unas fotos «inapropiadas» para Playboy

La corredora profesional, Tara Gins denunció la semana pasada que un equipo ciclista sub-23 belga, con el que había contraído un acuerdo verbal para pasar a ocupar el cargo de directora deportiva de la escuadra, vetó su contrato por unas fotografías publicadas en las redes sociales de la ex ciclista, que consideraron como «inapropiadas».

Estas fotos, que Gins realizó para una revista de contenido para adultos, Playboy y para un calendario belga, según la denuncia pública de la ex ciclista belga, fueron la causa de la revocación de su contrato verbal con el equipo.

Tara Gins fue ciclista profesional entre los años 2016 y 2020 y corrió en las filas de los conjuntos Lares-Waowdeals, el Health Mate y el Memorial Santos y también fue directora deportiva del equipo femenino Driedaagse Brugge-de Panne.

En su denuncia, Tara aseguraba que «eran fotos que no hacen daño a nadie. Y ahora, parece, que son demasiado inapropiadas para trabajar con corredores. Parece que una foto es más importante que las capacidades o la experiencia”.  Estas son algunas de las fotografías que se encuentran en su cuenta de Instagram:

Igualmente, Gins también ha denunciado el doble rasero que ha tenido que sufrir durante su carrera deportiva. «En todos los años que he competido, ya he vivido muchas cosas negativas con los jefes de equipo o los masajistas. Me han agredido literalmente. Una vez un mecánico se metió en la ducha conmigo después de un entrenamiento. Tuve comentarios muy inapropiados de los jefes de equipo sobre mi aspecto, sobre mi peso, sobre lo que no me harían si tuviera un aspecto diferente», señalaba la belga.

Tara Gins ha hablado para el diario deportivo español Marca, y en su entrevista asegura que cree “que muchos deportes siguen siendo un mundo de hombres, pero pienso que los ciclistas son más conservadores y mojigatos con la desnudez». “Cuando yo era ciclista, la carrera del Diamond Tour para mujeres en Bélgica tenía azafatas en un diminuto bikini. No lo entiendo», remarcaba Gins en Marca.